“Ye de sentíu común paralizar la tramitación de parques eólicos hasta actualizar les normes”, apunta Díaz

|
Parque eólicu en construcción en Villayón

El Gobiernu anunció recién la revisión de les Directrices Sectoriales d'Ordenación del Territoriu sobre Enerxía Eólica actuales, aprobaes va cuasi trece años. Ernesto Díaz coordinador de la Plataforma para la Defensa de la Cordillera Cantábrica, entiende que “ye de sentíu común paralizar la tramitación” de los 47 parques eólicos solicitaos nel país “hasta l’actualización de les normes”.

La intención anunciada pol Executivu ye, con esti pasu, “conciliar el desendolcu previstu d’estes instalaciones cola proteición de la biodiversidá y el patrimoniu natural y cultural”. Sicasí, n’opinión de Díaz, que teme qu’esta iniciativa aprobada en Conseyu de Gobiernu’l 19 de febreru sirva pa colar dalgún proyeutu qu’atente a llugares con proteición o a zones oseres o de faisán montés, “el Gobiernu asturianu nun trabaya na proteición del paisaxe”.

“Anguaño hai 22 parques eólicos funcionando y esisten 47 solicitúes de proyeutos nuevos, el doble. Les directrices que marquen onde se pueden instalar o non ye’l decretu del 2008, polo que ye de sentíu común paralazirar la tramitación d’estos parques eólicos hasta l’actualización de les normes”, reclama l’ecoloxista. Una cuestión que camina nel mesmu sen que la moratoria que solicitó la Plataforma para la Defensa de la Cordillera Cantábrica al Gobiernu a lo último del añu pasáu, xunto con otros coleutivos, hasta que s’evalúe l’impautu ambiental conxuntu d’estes instalaciones.

P’afrontar la modificación Directrices Sectoriales de Ordenación del Territoriu sobre Enerxía Eólica va abrirse “un procesu tresparente de participación pública nel que los distintos axentes podrán facer aportaciones y plantegar les reformes necesaries de cara a harmonizar la proteición del territoriu col desarrollu ordenáu, pero tamién efeutivo, de la enerxía eólica” nel país, apunten dende l’Executivu. Nel mesmu va participar el coleutivu que coordina Díaz, que nun ye optimista al respeuto: “Tien tola pinta qu’esti tema va acabar en vía xudicial”, valora, al tiempu que recuerda qu’anguaño hai en construcción siete parques en llugares que van causar “graves daños al patrimoniu cultural”, citando como exemplu’l de Capieḷḷamartín.

Ente los que tán en proyeutu señala ún en Fuentes del Narcea y otru al norte de L’Alto’l Palo, zona d’osu y faisán montés: “Lo normal ye paralos”, insiste. “La zona d’esclusión del 2008 ye un bon marcu pa trabayar. Ellos consideren actualizalo pa favorecer la implantación de parques, pero hai que fixase nel cuidáu del territoriu y del paisaxe”, reclama.

Novedaes en trés ámbitos

L’alcuerdu qu’autoriza a les conseyeríes d’Industria, Emplegu y Promoción Económica y de Medio Rural y Cohesión Territorial a entamar cola revisión de les directrices supón l’iniciu de una dilatada tramitación pa incorpar novedaes en dellos ámbitos. Ente ellos rescampla “la posibilidá d’instalación de parques convencionales nes zones central y de capacidá baxa”; de “permitir proyeutos nos conceyos incluyíos nel Plan Especial pa los Conceyos del Suroccidente Asturiano 2015-2025 (Allande, Cangas del Narcea, Degaña, Ibias y Tinéu)”; y “la eliminación de los límites a la potencia unitaria máxima de los aeroxeneradores en tou tipu de parques, pa evitar que la evolución teunológica dexe obsoleta dicha limitación”.

Al respeuto, Díaz recuerda que “Degaña entero ye parque natural” y que “n’Allande y Tinéu nun pue haber más eólicos” al ser territorios que tienen cubierta la so capacidá de carga. Critica los grandes tamaños de los molinos, “que pueden llegar a los 200 metros y fadien les cuenques visuales” de los llugares onde s’asitien, mentes que sí defende la instalación de parques nes proximidaes de zones industriales anque haya menos intensidá del aire.

“Vamos tar vixilantes, vamos participar y vamos estudiar la vía llegal”, anuncia’l coordinador de la Plataforma para la Defensa de la Cordillera Cantábrica énte les sospeches que, apunta, llevanta esta decisión del Gobiernu.

Na semeya, obres de construcción d'un parque eólicu en Villayón.

Contador Estadistiques